Último momento

 

Leer en

 
 
 
Revista ¡HOLA! Argentina
 Último momento

 

Leer en

 
 
29 MARZO 2012     

Así es el local de ropa de la hija de Marcelo Tinelli

Micaela, la mayor de las hijas del conductor, inauguró su propio negocio

Tiene pasión por la ropa. Sus primeros recuerdos están relacionados con la moda: "A los 4 años me pasaba horas en el vestidor de mamá probándome todo", asegura. Mucho después se graduó en la Universidad de Palermo con título de Licenciada en Diseño de Indumentaria. Sin embargo, pese a que su destino parecía escrito, aún sorprende ver a Micaela Tinelli (23) al frente de su propia etiqueta. Podría haberse adueñado del departamento de vestuario de Ideas del Sur. O, simplemente, quedarse en casa –sin arriesgar tiempo ni dinero– disfrutando de los beneficios que ofrece ser la hija del rey de la televisión. Sin embargo, no tiene dudas: "Ya era el momento de empezar a hacer lo que realmente me apasiona", asegura.

Después de ocho meses de intenso trabajo, finalmente llegó el momento de la inauguración del primer local de Ginebra –así bautizó a su maison– en el cruce de El Salvador y Gurruchaga, la esquina más trendy de Palermo Soho. "Crear mi propia marca era un sueño que tenía desde hace años", insiste. Mica empezó a desarrollar el proyecto junto con dos socios con experiencia en el mundo fashion: Romina Pigretti (31), creadora de la firma Love Miuka, y Luciano Abitboul (40), fundador de Doma. "A Romina la conozco desde hace varios años porque frecuentamos el mismo grupo de gente. Trabajar con ella es un placer total, nos entendemos muchísimo, pensamos igual y tenemos los mismos gustos. Y con Luciano también pegamos muy buena onda. Entre los tres formamos un muy lindo equipo de trabajo", asegura.

 

–¿Cómo fue que empezó tu pasión por la moda?

–Es algo que está presente desde que era muy chica, desde aquellas tardes en el vestidor de mamá. También enloquecía con los vestuarios cuando acompañaba a papá al programa, era una experiencia mágica. Siempre supe que la moda era mi gran pasión. Tener mi propia marca es haber alcanzado uno de mis mayores objetivos, un lindo desafío que me hace muy feliz.

–¿Cómo definirías el estilo de Ginebra?

–Es muy ecléctico, no queremos seguir ninguna línea de estilo en particular, buscamos tener variedad y mezclar diferentes tendencias. Además, queremos que cada una de las prendas de la colección sea versátil, que pueda ser usada en cualquier ocasión, tanto de día como de noche. Para esta primera temporada de invierno nos inspiramos en diferentes viajes que hicimos y en íconos de estilo internacionales.

–¿En qué parte del proceso creativo estás involucrada?

–Me ocupo sobre todo del diseño de la colección, junto con Romina y dos creadoras más. También me encanta todo lo relacionado con la construcción de la imagen de Ginebra, como el armado de la campaña y la decoración del local. La verdad es que disfruto de cada momento y no hay nada dentro del proyecto que no me guste.

 

–¿Qué dijo tu papá cuando le contaste por primera vez del emprendimiento?

–Se puso feliz desde el minuto uno. Me apoyó mucho durante todo el proceso, como lo hace siempre con todos mis proyectos. Siempre me ayuda y me guía mucho con sus consejos. Le encanta que mi hermana y yo hagamos lo que realmente amamos.

–¿Pensaron en hacer algo en conjunto con Candelaria?

–Ella también está feliz con Ginebra, usa la ropa y le encanta. Y, aunque le gusta mucho la moda, su gran pasión es el arte. Seguramente en algún momento hagamos algo juntas, yo soy su fan, la admiro mucho y me encantaría que pueda intervenir alguna colección con su arte.

 

–Bartola ya es un éxito y tiene dos locales, ahora lanzaste tu primera marca de ropa… ¿Cómo te ves en el rol de empresaria?

–No hablaría de cómo me veo, sino de cómo me siento en ese rol. Y, la verdad, es que estoy muy bien y feliz. Trato de disfrutar al máximo de todo lo que hago y de ponerle mucha dedicación y amor. Creo que si le transmitís eso a la gente, está buenísimo y las cosas salen bien.

Texto: Julia Talevi
Fotos: Paul Roger .