Último momento

 

Leer en

 
 
 
Revista ¡HOLA! Argentina
 Último momento

 

Leer en

 
 
25 MARZO 2013     

Tinelli y Valdés, el amor pisa cada día más fuerte

Muy cerca de su novia, el conductor la acompañó en su "debut" como zapatera y empresaria de la moda

 
Marcelo llegó a las 10 de la mañana al showroom de Palermo y se quedó hasta las 12..  Foto: Matías Salgado

Que están pasando por un gran momento ya nadie lo puede dudar. Por eso, el miércoles, a las 10 en punto, tal como rezaba la invitación, Marcelo Tinelli (52) apareció en el showroom que su novia, Guillermina Valdés (35), acaba de inaugurar en Palermo para presentar su línea de zapatos y carteras, Valdez (con "z"). No bien pasó la puerta, se fundieron en un largo y cálido abrazo, que más tarde sellaron con besos, confesiones al oído y risas cómplices. Marcelo, lejos de cumplir con "una visita de rigor", se quedó hasta el mediodía, encantado con el rol secundario que le tocó jugar esta vez, mientras saludaba a amigos tan queridos como Federico Ribero y su mujer, Andrea Bursten, Graciela Borges o Paula Kohan, que llevó a dos de los hijos de Guille, Helena y Dante Ortega, ya que la mayor, Paloma, estuvo desde el principio.

"Este es un día importantísimo para Guillermina, así que quería estar a su lado y acompañarla" (Marcelo Tinelli)

"¿Cómo no iba a venir? Para Guillermina este es un paso muy importante y quería acompañarla. Además, crear zapatos de mujer me parece dificilísimo, todo un arte. ¿Cómo estoy? Muy feliz, muy contento", le dijo Marcelo a ¡Hola! Argentina. Después, y ante la consulta obvia, confió que está disfrutando de su tiempo fuera de la televisión, aunque ama trabajar en ella. "Voy a volver este año, aunque todavía no sé a qué canal. Ya estamos trabajando con todo mi equipo en la preproducción del programa. Y, a la vez, estoy muy ilusionado con otras cuestiones, como con la audiencia oficial que estamos pidiendo junto al presidente de San Lorenzo para reunirnos con el Papa".

Durante la reunión reinó un clima de buena onda, de gente que se acercó a desearle lo mejor no solo a Guille, sino a sus socios, el diseñador Fabián Paz e Irene Mayer, la mamá de la modelo Julieta Spina, que estuvo en todo momento atenta a la coordinación del evento. ¿El menú? Riquísimo y para una larga franja horaria: desde minipancakes y yogurt con granola hasta vino, champagne y tostaditos varios.

 
Guillermina contó además con el amor y el apoyo incondicional de sus hijos Dante, Helena y Paloma; y de su mamá, Sandra, jovencísima y muy parecida a ella.  Foto: Matías Salgado

El detalle tierno, sin duda, lo dio Helena, la menor de las hijas de Guillermina, que lo buscaba a Marcelo para jugar y hasta le tomaba las manos invitándolo a bailar. "Anoche no pegué un ojo. Estaba nerviosa porque quería que todo saliera impecable y que les gustara todo el trabajo que hicimos con mis socios", confió Guille, cuando la presentación en sociedad de la etiqueta ya era un hecho. Esa noche habrá conciliado el sueño sin problemas: el opening fue todo un éxito..