Último momento

 

Leer en

 
 
 
Revista ¡HOLA! Argentina
 Último momento

 

Leer en

 
 
13 SEPTIEMBRE 2013     

Nicolás Cabré: "Mi mundo gira ahora alrededor de mi hija"

El actor habló de su nuevo rol como padre, junto a su gran amor, la China Suárez

Empezó 2013 lejos de la televisión. Prefirió, en cambio, acompañar a su novia Eugenia "China" Suárez (21) durante el embarazo de su primera hija. Así, en la intimidad de su hogar de Pilar, Nicolás Cabré (33) disfrutó del crecimiento de Rufina en la panza de la "China" mientras definía los dos proyectos que lo ocuparían a partir de septiembre. Por estos días, además de presentar Solo para dos –la película que protagoniza junto con Martina Gusmán–, planea volver a la pantalla chica con una nueva tira de Pol-ka, en la que también trabajarán Gonzalo Heredia y Nicolás Vázquez. Antes de sumergirse en la intensa rutina de las grabaciones, Cabré aprovecha para estar con sus dos amores. "Suena trillado, pero desde que soy padre, veo todo desde otro lugar. Lo que ayer me parecía importante, ahora ya no me parece tanto. Tuve que barajar y dar de nuevo", explica.

–Ya nada va a ser lo mismo…

–Rufina me cambió la vida para siempre y gracias a Dios que fue así. Cuando levantás la vista y dejás de ser tu propio centro, entendés que a partir de ahí todo tu mundo ya no va a ser el mismo. Y lo que vivís es mejor de lo que alguna vez imaginaste. A mí me encanta ver cómo mi novia se convierte en una gran mamá y mis papás, en unos abuelos divinos.

–¿Cómo se porta Rufina?

–Es una santa y duerme todo el día. No sé si me reconoce, pero me gusta mantener la ilusión de que sabe quién soy. El otro día llegué a casa y apenas me miró, se rio. Yo quiero creer que se puso contenta porque me reconoció. [Ríe].

–¿Y vos cómo te estás manejando con su crianza?

–Todos los días aprendo algo nuevo de mí. Por ejemplo, ayer la tenía a upa y justo necesitaba hacer algo en el otro cuarto. Yo siempre creí que si dejás llorar a un bebé un rato no pasa nada, así que la dejé sola un segundo. El problema fue que cuando volví descubrí en sus ojos un cuarto de lagrimita y eso me desarmó. Me sentí el peor padre del mundo. [Se ríe].

–Bueno, se ve que estás aprendiendo…

–Es que con Rufina siento un amor inexplicable. Ahora todo mi mundo gira alrededor de ella.

Texto: Sebastián Fernández Zini.