Último momento

 

Leer en

 
 
 
Revista ¡HOLA! Argentina
 Último momento

 

Leer en

 
 
15 JUNIO 2017     

La China Suárez, sobre su relación con los hijos de Benjamín Vicuña: "Cumplí el sueño de mi vida: tener una familia numerosa"

En una charla íntima con ¡Hola! fija posición: “Mi prioridad es la familia: soy madre antes que nada"

 
Con dos hits de la temporada –chaqueta militar y bucaneras–, combinadas con cartera Gucci, llegó al lanzamiento de su nueva colección cápsula. “Me encanta la moda pero soy clásica a la hora de vestirme. Elijo lo que le queda bien a mi cuerpo, y opto por cinturones para adaptar una misma prenda a dis. 

De repente, la casa se le llenó de chicos. A partir de su romance con Benjamín Vicuña (38), Eugenia Suárez (25) alcanzó –mucho antes de lo que haya imaginado jamás– su sueño más preciado: formar una familia numerosa. Eran dos, ella y Rufina (3), su única hija, en un departamento de soltera en Palermo, y ahora son multitud en una casa de country en Los Polvorines. Conviven, algunos días de la semana, con Bautista (9), Beltrán (6) y Benicio (2), los hijos de su nuevo amor. Con semejante tropa, cada día es una aventura diferente. Ahora, minutos antes de presentar una colección cápsula de ropa interior para Sweet Lady, la China nos recibe “a solas” para hablar de este momento tan especial de su vida. La primera impresión es que está más delgada. Se lo decimos. “Adelgacé en el último tiempo porque no paro un segundo: estoy todo el día con los cuatro chicos yendo de un lado a otro”, cuenta. Comenzamos, desde ahí, nuestra charla.

–¿Comés bien? ¿Seguís una dieta en particular?

–Soy vegetariana desde hace cuatro años. Como todo lo que quiero, pero no en grandes cantidades. Por ahora soy la única vegetariana de la casa, pero no me molesta, entiendo que los chicos están en una etapa de crecimiento y necesitan comer todos los nutrientes. Disfruto del caos que hacen cuando juegan, me encanta que traigan amigos, y adoro cocinarle a cada uno lo que quiere.

–Hablás con entusiasmo de tu nueva vida junto a Benjamín.

–Es que en el último tiempo se me cumplió lo que siempre soñé: tener una familia numerosa. No se dio de la manera que yo lo esperaba, sino con una familia ensamblada… ¡Pero me encanta! La paso muy bien estando con los chicos y reconozco que tengo mucha paciencia.

–Entre tantos chicos, ¿te dieron ganas de volver a ser mamá?

–No lo descarto, porque soy joven todavía. Pero no es algo que esté en nuestros planes.

–¿Cómo te definirías en el rol de madre?

–No soy sobreprotectora, pero me gusta tener el control. Trato de estar presente y dedicarle tiempo a cada uno de ellos. Creo que es un don con el que nací, porque siempre fui así, siempre tuve química con los chicos. Rufina también es hipermaternal, le encantan los bebés. Ojo, no sé si soportaría tener un hermanito nuevo: es celosa y me quiere sólo para ella.

–Rufina ya está por cumplir 4, ¿cómo es tu relación con ella?

–¡Es igual a mí pero en miniatura! Le encanta la ropa, me dice qué me tengo que poner, pero está en una edad en donde no coincidimos con los gustos… Ella está a full con las princesas, pero se quiere vestir igual a mí. El otro día me vio con una campera de cuero y me preguntó por qué ella no tenía una así. No entiende por qué no puede usar vestidos y tacos, como yo. Siempre tenemos la misma discusión. A mí me gusta vestirla acorde con su edad. Entrar a mi vestidor y subirse a los tacos tiene que ser, por ahora, sólo un juego.

–¿Cómo definirías a tu hija?

–Para mí Rufina es de otro planeta. No lo digo sólo porque soy la madre, todos los que la conocen también lo dicen. Es muy compañera, cariñosa, desde muy chica la acostumbré a estar conmigo, a viajar… y se adapta a todo. Hace unos días, apenas se despertó me dijo: “Ma, sos la mejor mamá del mundo”. Cuando me dice cosas así me resulta imposible no morir de amor. Ella se refería a que me encontró a mí, y yo coincido: los bebés eligen a los padres.

–Al mismo tiempo, mientras te multiplicás en el rol de mujer y madre, cada vez asumís más compromisos profesionales…

–No me gusta encasillarme en un rol como “diseñadora”, “actriz” o “modelo”. Me gusta hacer un poco de todo. Hace poco me compré una máquina de coser y estoy probando con eso, pero quizá mañana elija otra cosa… Soy una mujer muy curiosa, que quiere aprender y tener tiempo libre. Eso es lo que más me gusta del cine: me permite estar en casa y ser una mamá presente. Esa es mi prioridad: soy madre antes que nada.

–¿Sentís que Benjamín también pone a la familia delante de todo?

–Sí, es algo que acordamos juntos. Cuando convivís con una persona y tenés un proyecto en común, de manera natural vas armando un mismo camino. Nosotros siempre tratamos de que alguno de los dos esté en la casa para cuidar a los chicos.

  • Texto: Sofía Kotler
  • Fotos: Tadeo Jones
.